Registrarse
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Mi gordo corazón (cap. 01)
Jue Ago 25, 2016 9:00 pm por natiyami

» Hola de nuevo xD
Sáb Ago 20, 2016 8:30 pm por natiyami

» Foro Activo
Dom Feb 28, 2016 11:00 am por Katherina Kusanovic

» CDM Amor Dificil cap 1
Dom Feb 28, 2016 10:45 am por Katherina Kusanovic

» Despresento
Miér Feb 17, 2016 10:30 pm por Tyrion

» • Reglas del Foro •
Miér Feb 17, 2016 10:25 pm por Tyrion

» Hola! ... =/
Miér Feb 10, 2016 10:12 pm por Alois Trancy

» Cuando la humillación se convierte en obsesión +18
Lun Feb 08, 2016 8:14 pm por HazellUbeda

» Adivina el cosplay
Jue Ene 28, 2016 5:54 pm por Chesire

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 44 el Lun Ago 31, 2015 10:06 am.

● ~Chimamire no yume [+18]~●~Capitulo 11~

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

● ~Chimamire no yume [+18]~●~Capitulo 11~

Mensaje por kimiko yokoyami el Miér Mar 14, 2012 3:57 pm

~Capitulo 11~


Hiro, un científico honorable.


Fuimos hacia el laboratorio,
como dije anteriormente, y no tardamos demasiado en llegar, por fortuna, en
unos minutos, ya nos encontramos allí. En el laboratorio, no había nadie, salvo
un científico, que aparentaba ser algo, bastante, solitario. Mas al parecer,
este hombre, era un gran amigo de Ayame. Su nombre era Hiro. Y, cuando dicho hombre vio a Ayame, nos
dio la bienvenida a las tres, aunque no nos conociera ni a mi ni a Lucy.



-Ayame… hace tiempo que no
te veo, ¿Cómo te va? ¿y estas personas son por algún casual amigas tuyas?- dijo
con una dulce sonrisa.



-Si, se podría decir asi.-


-¿y que te trae por aquí?
Hace tiempo que no nos vemos, ¿es que ya conseguiste huir de esa tortura?-



- ¡Si! ¡ya no soy militar!
Aunque ahora me consideran una traidora, pero… eso no es lo que importa ahora. Hiro,
necesito que investigues en el ordenador central los datos sobre el 0001/H-EAD.



-¿eso? Pero si hace siglos
que no se nada sobre eso, además de que, se consideró un invento fallido. Hasta
hay informes recientes que dicen que el sujeto desapareció, posiblemente por
una desintegración debido a la gravedad de tal experimento.



- ¡Da igual! Por favor…
necesito tu ayuda, míralo… te lo pido de rodillas si hace falta.-dijo ayame mientras
se arrodillaba Hiro para convencerle.



-Bueno, mirare, pero… podría
ser peli…-dijo entrecortado sin acabar su frase.



-¿hum? ¿Qué dijiste?


-Nada… espera.-


Hiro, se movio sin
levantarse, arrastrándose con la silla en la que estaba sentado, evidentemente,
la silla era la típica de ruedas que suelen usar los empresarios o secretarios,
no me imagino si Hiro se hubiera arrastrado con una silla normal, en todo caso,
se habría levantado antes de hacer eso. Y, bueno, a lo que iba; Hiro se puso a
teclear a una velocidad impresioante, buscando esos datos sobre ese experimento
“0001/H-EAD”, un experimento fallido y desaparecido…. ¿podria ser yo eso? Tiene
su lógica… mas, ¿en que consiste? Eso es
algo, que posiblemente averigüemos gracias a Hiro. Mientras Hiro tecleaba, lucy
salio al exterior, y se quedó en la puerta vigilando, por si alguien lograba
encontrarnos; Ayame, se fue hacia la otra habitación que conectaba con esta,
mas desconozco lo que hizo allí, y yo, me quede aquí, junto a Hiro, al que se
le veía nervioso, las piernas le temblaban, salían lagrimas de sus ojos, se
mordia el labio inferior como símbolo de miedo, y a veces, se tocaba cierta
mano, específicamente la derecha, donde tenia una pulsera metalica con una
extraña forma y un símbolo de una araña si mal no lo vi, cuyo símbolo, tenia
como ojos, unas especies de mini-bombillas que en ese momento parecían estar
apagadas.



Yo me aburria, me sentía
sola sin Lucy ni Ayame a mi lado, y aunque estaba Hiro, no era lo mismo, no me
sentía bien. Asi que, decidi acercarme a Ayame y entre en la habitación
adyacente a esta donde ella se encontraba.



Ayame, estaba
llorando, tanto, o hasta más que la ultima vez, pero… ¿Por qué? No le veía la
lógica a llorar por algo que me iba a sacar del mayor apuro que embarco a mi
vida en este desastroso viaje. Mas lo mas posible, era que llorase de la
emoción. Yo, la pregunte de todas maneras, que era lo que la pasaba, por que
lloraba otra vez, y que era lo que la afligia,o
más bien, la pregunte tantas cosas, que perdi la nocion del tiempo, y me
entretuve interrogando a Ayame, mientras otra persona se estaba muriendo.
Ayame, me fue a responder, mas un “accidente” por asi decirlo, hizo que no
pudiera acabar.



-(…)… Hiro… se va a
sa…-



Y fue entonces cuando
ocurrio el fatídico accidente, un grito se oyo en el fondo, y cuando ayame y yo
volvimos a la habitación de hiro, ahí estaba Lucy ya, que había llegado antes
que nosotras dos, presenciando de esta manera, todo lo ocurrido.Nosotras, sin embargo,
llegamos demasiado tarde, ya que cuando llegamos, Hiro ya estaba muerto.



Al parecer, según
Lucy nos relato, Hiro logro encontrar al final la información sobre el
0001/H-EAD, y apresuradamente, arranco un papel de una hoja y escribió la
ubicación del lugar al que teníamos que ir a continuación para hallar exactamente
todo sobre tal experimento. Lucy, acababa de volver a la habitación de Hiro,
trayendo las buenas noticias de que no había nadie a la vista, que nadie nos
iba a capturar porque ni sabia donde nos encontrábamos, y entonces, Hiro le
dijo: “Lo encontré… toma esta nota, no me queda mucho tiempo”. Después de decir
eso, las mini bombillas que nombre antes de aquella pulsera, se iluminaron, y de
pronto, Hiro se agonizaba del dolor que sentía en el interior de su cuerpo.
Luego, sus ojos, se cayeron, brotando de los huecos que quedaron en ese lugar,
lagrimas en forma de ríos de sangre. De la boca, también le salía sangre a
borbotones, y unas pequeñas arañas roboticas, según nos describió Lucy,
salieron de su cuerpo, supuestamente, eran cientas las que salían. Y no tenían por
qué salir por los orificios naturales, estos “bichitos”, por asi llamarlos,
rajaban los tejitos musculares de este, haciendo pequeñas incisiones en brazos,
piernas y otras partes de su cuerpo, para salir.



Yo, sobresaltada, me
quede traumada al imaginar tal escena, y Ayame, de una manera insensible, solo
se limito a irse fuera. Yo iba directa a segruirla, sin embargo, no podía
abandonar a lucy, que estaba completamente atemorizada porque pensaba que era
posible que si esas arañas fueron capaces de matar a Hiro, podrían salir de
nuevo y matarla a ella.



Estuve un rato
pensando y tras un rato de deliberación, me di cuenta de que todo era mas
sencillo de lo que parecía. Me llevaba a Lucy a fuera conmigo y mientras, con
Lucy junto a mi, me encargaba de hablar con Ayame, preguntándola el por que
adopto una postura tan fría. Su respuesta me impacto bastante, no me esperaba
que unas palabras, dichas en ese tono, carente de sentimiento, salieran de
ella. Pensaba que ella tenia corazón.
-Pues muy simple (…), no tengo por que llorar cuando ya sabia desde un
principio lo que iba a pasar.



Cuando dijo eso, no
sé por qué, pero me entro una furia, que hizo que me tirase a Ayame y la
empezase a pegar y a gritar, a la vez que lloraba de tristeza por ver como una
persona no llora por la extraña muerte de su amigo.



-¡¿Entonces si lo sabias por que no lo
paraste?!



- porque es tu culpa el que haya muerto,
por lo que yo no iba a cargar con tu deber de haberlo salvado.



Sus palabras, por muy frias que fuesen, en
un fondo me hicieron reflexionar. No le faltaba razón, yo fui quien tenia
tantas anisias por conseguir lo que llevo tanto tiempo buscando y ni siquiera
fui capaz de ver que el obtener aquello consistía en sacrificaer otras cosas y
en perjudicar a los demás. Hiro, es cierto que murió por mi culpa, murió
asesinado por una yo consumida por la ambicion y el egoísmo.



Yo, deje de pegar a Ayame al darme cuenta
de todo, mis lagrimas, casi salían por mis cristalinos ojos pero, gracias a
Lucy, me percate de que Ayame, era tan buena persona como en un principio la
considere, solo que, aparentaba ser la fuerte, aunque no estuviese obligada,
pues era para ella ya una costumbre. Lucy,
me agarró del brazo y empezó a leer un fragmento de ese papel que Hiro
la dejo en su lecho de muerte.



-“Chicas, por favor, perdonad a Ayame si
hace algo que provoque que tengáis ganas de matarla, no es su culpa, ella lleva
tanto tiempo conteniendo sus sentimientos que no es capaz de desahogarse por
mucho que lo intente”. (…), esta… era la ultima voluntad de Hiro, asi que… por
favor, cumplela.



- Ayame… ¿es eso cierto? ¿te estas
conteniendo? Ayame… ¿Qué sientes en verdad?



-Se nota que Hiro me conocía…. Mas es
posible que yo haya cambiado, ¿no crees? Hace tiempo que llevo sin verle, todo
puede ocurrir ¿no?



No sabia como, pero yo veía perfectamente
que estaba mintiendo. Y la entendia, ya que, confiar en alguien es mas costoso
de lo que parece. Sin embargo, contenerte es algo que puede volverse luego en
tu contra, no tienes a nadie con quien desahogarte, y te lo guardas todo para
ti mismo, y después, acabas descontrolándote mentalmente, de tal manera que
podias hasta enloquecer. Yo sabia lo que era eso, por eso, yo misma ofreci
aquella vez a Lucy viniera conmigo, yo necesitaba una amiga, y Ayame, como no,
también, si confiase en alguien… no estaría ahora diciendo ahora cosas tan
crueles.



Mas, yo no iba a ser
la que la dejaría tirada cuando sufria, en el fondo, como me dijo Lucy la
ultima vez, yo tengo corazón, y siento compasión por aquellas personas que sufren
y que me han ayudado en momentos críticos de mi vida. Y, no aporte mucho para
ganarme su confianza… pero, al menos, fue un comienzo. Me tire hacia ella y la
abrace, derramando mas lagrimas que las que ella estaría derramando en su
corazón.



-Te comprendo Ayame…
por favor… dime la verdad… ¿Por qué lo haces?-



Ayame, viéndome
llorar, viendo el sufrimiento que me causaba el no poder ayudarla, consiguió
por fin, decirme lo que de verdad sentía.



-Yo… le amaba…. ¡Y se
sacrifico por mi!-dijo rompiéndose a llorar.



La verdad, estaba
saliendo a la luz, Ayame, sabia todo sobre su muerte, y el por que salieron de
la nada esas extrañas arañas.



-Hiro, me estuvo
ayudando desde que llegue al ejercito. A mi, me pusieron en la mano una pulsera
como el, y me dijeron que si apreciaba mi vida, era mejor no pronunciar
siquiera el experimento 0001/H-EAD, según decían, era el experimento definitivo
que nos premiaría con la paz suprema. Yo tenia curiosidad por investigarlo, no
me imaginaba que clase de paz buscaban esas personas con esos experimentos, y
fue, cuando conoci a Hiro, que me pidió que le acompañase al laboratorio. Me
estuvo explicando el mecanismo de esas pulseras que nos pusieron a todos y del
riesgo que tenemos en caso de hablar de ese experimento. Hiro, logro encontrar
una manera para desactivar el mecanismo de mi pulsera, y hacerla inutilizable
para que solo me sirviese como adorno. El, en cambio, no hizo eso con su
pulsera, decía, que cuando llegase el dia en el que me tuviese que ayudar, lo
haría, pagando las consecuencias que traerían esos actos, y que no le
importaría, siempre y cuando, el muriera por mi y no por nadie mas. Estuve
tiempo investigando por mi cuenta esto, y no encontré absolutamente nada, por
lo que decidi rendirme, hasta que llegase el dia, en el que el destino me diese
una nueva señal para reiniciar mi investigación. Fue, cuando años después,
llegaste tu, (…), preguntándome sobre un experimento, sabia… sabia que tu
serias esa chica, tenia ese presentimiento en cuando me lo preguntaste, y por
eso, me uni a ti en tu viaje, con el objetivo principal, de que tu, pudieras
hallar la paz suprema, la misma paz que ellos anhelaban cuando me hablaron de
el experimento, mas, también te acompañe, para frenarte en caso, de que aquella
paz, solo sirviese para hacer sufrir mas gente… (…), perdóname… yo no quería
echarte la culpa de la muerte de Hiro, la culpa es mia… si no hubiese
insistido tanto hace años sobre el
0001/H-EAD, a Hiro nunca se le habría ocurrido esa idea tan descabellada de
sacrificarse por mi y el también habría desactivado su pulsera para asi… todos
hallar lo que queríamos sin que nadie muriese por ello… lo siento (…)… contener
mis sentimientos, hizo que me convirtiese en una persona completamente
insportable, y perdóname… por haberte hecho llorar para darme cuenta de que tu
también estas sufriendo por todo esto… fui… una idiota… pero ahora… te prometo
que no ire contigo por esa “paz”, sino
que te ayudare en lo que sea… si hace falta hasta dare la vida por….-Y fue ahí
donde la interrumpí, dándola una bofetada.-



-¡Deja esas pamplinas
de “dar la vida por algo”! Una persona ya cometio ese error una vez, ¡no
tropieces en su misma piedra!-



-(…)… pero….


-Admito, que me ha
sentado mal saber que en un principio te uniste a mi solo para utilizarme, o
eso di a entender, para conseguir la paz sin pensar en mis verdaderos
sentimientos… pero, te arrepentiste, y tus disculpas era claro que eran
verdaderas. Asi que, olvida el término “muerte” y paga tus errores
sobreviviendo para poder ver un dia todas juntas un amanecer limpio de sangre y
sufrimiento. ¡Nunca permitiré que te mueras! Además, la muerte, en la mayoría
de los casos, es una manera de cobardes para acabar con todo. ¡el verdadero
reto esta en vivir y despertar cada dia en busca de cumplir tus objetivos! ¿Y
no quiero ninguna objeción mas vale? Nada de peros ni sin embargos ni cualquier
otra cosa que cuestionen mis palabras. Dame la mano Ayame, tomemos rumbo hacia
un nuevo destino juntas, pero esta vez, no como compañeras en busca de un fin,
sino como amigas desmascarando todas estas mentiras a las que llamamos “vida
real”.-



Y Ayame, acepto, tomo
mi mano, y yo la de Lucy, las tres juntas, decidimos partir hacia un nuevo
lugar para dar fin en breve a este viaje sin fin. Aunque en parte, me daba pena
el que esto acabase en cuanto llegásemos allí y averiguásemos todo, ¿Qué pasara
el dia en el que todo acabe? ¿nos volveremos a ver algún dia? Sin embargo, ya
no había marcha atrás, da igual cuales fueran las consecuencias de este
desenlace, era mejor eso, a resignarse y morir por haberte rendido a causa del
miedo del “¿Qué pasara?”



Sin nada mas que
decir, cogi la carta de Lucy, y la lei del todo, incluido ese pequeño fragmento
que anteriormente me leyó:



“Ayame y compañía, no
me queda demasiado tiempo asi que os tengo escrito aquí lo que necesitais
saber. Primero, he hallado la ubicación del laboratorio origen, el lugar del
que según cuentan, comenzó todo, seguro que hallareis allí, la respuesta a la
verdad de la que carecéis, ese lugar, esta a unos pocos kilómetros, de una
ciudad nombrada con el apellido de aquella persona que ha arruinado la vida a
miles de personas, vosotras incluidas. Y…chicas,
por favor, perdonad a Ayame si hace algo que provoque que tengáis ganas de
matarla, no es su culpa, ella lleva tanto tiempo conteniendo sus sentimientos
que no es capaz de desahogarse por mucho que lo intente.



Y por ultimo, os
quiero decir la única información que poseo desde hace años sobre el
0001/H-EAD, la persona experimentada fue…”



Y hasta ahí escribió,
supuse, que no le dio tiempo suficiente escribir todo. Que faena, encima que iba a poner quien era
esa persona… aunque, lo mas seguro es que sea yo, pero nunca viene mal saberlo
con certeza.



“Una ciudad nombrada
con el apellido que nos arruino la vida”. Esa frase me desconcertó bastante,
sinceramente, si tuviera ahora mismo que pensar de alguien que me hubiese
arruinado la vida habría dicho: “todo el mundo” aunque dudo que se llame asi
una ciudad asi que… nombre descartado.



Mas, estaba agraciada
de que alguien de mi equipo, era consciente de a que lugar se referia Hiro,
Ayame, ella lo sabia perfectamente. Y si es cierto lo que nos dijo, ese sitio
esta bastante lejos, hay que viajar en barco y todo para llegar. Pues vaya… yo ya estoy agotada de ir de aquí para
aca tanto tiempo, me salían hasta ampollas en los pies del cansancio, pero… que
se le iba a hacer, como dice el dicho, ajo y agua, a joderse y aguantarse…



Y espero… que cuando
lleguemos, tomemos algún descansito, ¿o acaso alguien mas nos va a fastidiar
para evitar que disfrute siquiera de un minuto de relax? Vale que he hecho
cosas horribles, pero yo que iba a hacer si me estaban amargándome la
existencia.



Ojala… esto acabe
pronto, ¡estoy harta de este sin vivir!



En el próximo capitulo:
Spoiler:
(…) y compañía en rumbo hacia el laboratorio origen, paran en una ciudad, ciudad capital, mayormente conocida por el
apellido de una persona familiar para (…), Itami y Ayame . Por desgracia, no
pueden seguir avanzando, necesitan un permiso del alcalde que en estos momentos
no atiende a nadie porque anda en busca de cazafantasmas. ¿fantasmas? ¿existen
o son solo conjeturas del populacho? Todo en el próximo capitulo:



Capitulo 12: a un permiso de la verdad.

espero que les haya gustado!! ^^ y no se olviden de dejar karmita y comentar onegaii!!! (nota: gomen por editar tanto este post pero me ocurrio un problema y tuve qye cambiar varias cosas e.e porque lo colgue antes de tiempo sin querer y no pude quitar los errores que cometi e.e gomen! T.T)

kimiko yokoyami

Femenino Mensajes : 382
Fecha de inscripción : 01/08/2011
Edad : 20
Localización : matando a gente para convertirme en dios! cuidado... cualquiera que se acerque lo confundo con propietario del diario y lo mato! xD sadismo powah~! xD
Personaje Favorito : ~♥NATSUUUU DRAGNEEL♥~ Es tan... tan... kawaiii~♥♥♥♥!!! la admirable Lucy heartfilia *_* la grandisima erza scarlett y la adorable juvia~♥! y uryuu minene *-*

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ● ~Chimamire no yume [+18]~●~Capitulo 11~

Mensaje por Karely Uchiha el Jue Mar 15, 2012 1:35 am

conti conti conti
kyaaaaaaaaaaaa
sugoiiiiiiiiiiiiiiii
me gusto xDDD

Karely Uchiha

Femenino Mensajes : 1302
Fecha de inscripción : 01/08/2011
Edad : 25
Localización : En Tokyo - Japon Trabajando en un caso super secreto a lado de mi detective kawaiiiii L n///n
Personaje Favorito : Sasuke kun sexy Mi Gaarita precioso y mi Dectective kawaiii Ryuzaki L n///n

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.